Toma tu Hora

El valor de la consulta y la forma de pago puede variar según tu previsión, plan de salud y médico seleccionado.

X

Presupuestos

El valor de la consulta y la forma de pago puede variar según tu previsión, plan de salud y médico seleccionado.

X

Resultado de exámenes

X

Mejor dieta, más ejercicio = menos cesáreas

Estudio de investigadores ingleses llegó a esa conclusión tras revisar información de alrededor de 12.500 mujeres embarazadas.

facebook twitter

Ginecología y obstetricia

ver contenidos
Mejor dieta, más ejercicio = menos cesáreas

La intervención en los estilos de vida de las mujeres embarazadas parece tener un efecto beneficioso también para el momento del parto. Un estudio realizado en la Universidad Queen Mary de Londres revisó información de 12.500 mujeres, el mayor trabajo realizado hasta ahora sobre el tema.

Los datos fueron recabados por más de 50 investigadores de 41 instituciones de 16 países de los cinco continentes.

La doctora Shakila Thangaratinam, del Centro de Investigación de la Mujer de la Universidad Queen Mary y autora principal del estudio, concluye que “nuestros hallazgos son importantes porque, a menudo, se piensa que las mujeres embarazadas no deben hacer ejercicio porque puede dañar al feto. Pero hemos demostrado que aporta beneficios como la reducción en el aumento de peso materno o el riesgo de diabetes en el embarazo y de cesárea”.

En el artículo del diario El Mercurio sobre el tema, el doctor Marcelo Farías, gineco-obstetra de Red de Salud UC CHRISTUS, manifestó su completa concordancia con las conclusiones de la investigación. “Hay una cierta impresión de que la dieta y el ejercicio no tienen mucho efecto durante el embarazo porque sería difícil instaurar un manejo adecuado durante ese periodo. Pero la evidencia demuestra lo contrario”.

Los investigadores ingleses analizaron el efecto de promover una dieta baja en azúcar y alimentos ricos en grasas y que, al mismo tiempo, propone la ingesta de productos lácteos bajos en grasa, de frutas y verduras más actividad física con ejercicios aeróbicos de intensidad moderada durante la gestación.

En las pacientes que siguieron las indicaciones se vio una reducción significativa en el aumento de peso de la madre, alrededor de un kilo en promedio, en comparación con el grupo control. De paso, el riesgo de requerir una cesárea disminuyó al menos en 10%.

Si se considera que en Chile las tasas de cesáreas se elevan hasta el 80% de los partos en el sector privado, el impacto de estas medidas puede ser enorme-

De paso, la intervención en la dieta y la actividad física de las madres redundó en una disminución del riesgo de diabetes gestacional de hasta 24%.

El doctor Farías afirmó que el excesivo aumento de peso en el embarazo se relaciona con una serie de fenómenos que pueden favorecer la cirugía. “Por ejemplo, hay un mayor crecimiento fetal y más complicaciones como preclamsia y diabetes, que requieren la inducción del parto antes de término”.