Toma tu Hora

El valor de la consulta y la forma de pago puede variar según tu previsión, plan de salud y médico seleccionado.

X

Presupuestos

El valor de la consulta y la forma de pago puede variar según tu previsión, plan de salud y médico seleccionado.

X

Resultado de exámenes

X

Parkinson, síntomas vs. tratamiento

La enfermedad de Parkinson se caracteriza principalmente por la muerte progresiva de las neuronas, en especial de aquellas que producen un neurotransmisor llamado dopamina. Uno de sus síntomas es la dificultad que experimentan algunos pacientes para el reconocimiento de las emociones en la expresión facial así como la dificultad para reconocer cambios en la entonación de la voz en otras personas.

Red de Salud UC CHRISTUS

ver contenidos
Parkinson, síntomas vs. tratamiento

Reportes científicos recientes han sugerido que esta alteración puede ser empeorada o desencadenada por la cirugía con estimulación profunda, uno de los tratamientos actualmente utilizados. En esta técnica se inserta un electrodo en núcleos profundos del cerebro, los que emiten pulsos eléctricos constantes de alta frecuencia lo que produce beneficio en el control de los síntomas motores de la enfermedad en un grupo de pacientes.

El doctor Carlos Juri, neurólogo de Red Salud UC y especialista en la enfermedad de Parkinson, dice que se estima que en nuestro país esta patología afecta a entre el 1% y2% de la población mayor de 65 años lo que representa al menos 40.000 personas.

“Las expectativas sugieren un aumento del número de afectados en los próximos años en parte debido al aumento de la sobrevida de la población”, advierte. En el mundo se estima que más de 6 millones de personas padecen Parkinson y se proyecta que superen los 10 millones en 2030.

Síntomas

Los síntomas más reconocidos de la enfermedad de Parkinson son las alteraciones del movimiento tales como lentitud para los movimientos automáticos y voluntarios, rigidez de la musculatura y temblor. También pueden presentarse alteraciones para caminar lo que aumenta el riesgo de caídas.

Sin embargo, explica el doctor Juri, tanto o más relevantes para el paciente y sus familias son los síntomas no relacionados con el movimiento, a los que se denomina síntomas no motores. Ellos incluyen alteraciones afectivas como depresión y ansiedad, trastornos del sueño, alteraciones cognitivas como fallos de memoria y disminución de la velocidad del pensamiento y alteraciones urinarias, entre otras.

“Un síntoma común es la apatía, los pacientes tienen poca motivación para emprender sus actividades y necesitan que otras personas los motiven incluso para realizar las acciones”, expresa el especialista.E ntre estos síntomas no motores está la dificultad para el reconocimiento de las emociones en la expresión facial y la dificultad para reconocer cambios en la entonación de la voz de los demás, síntomas que pudieran verse acentuados con la cirugía con estimulación cerebral profunda. 

La doctora  Marilena Aiello, de la Universidad de Trieste, y su equipo de colaboradores evaluaron la capacidad de reconocer emociones en 12 pacientes con enfermedad de Parkinson antes y después de cirugía con estimulación cerebral profunda y en 13 personas que actuaron como grupo control.

La investigación demostró que  los pacientes con Parkinson presentan dificultad para la percepción de emociones en la expresión facial, en especial asco, desde antes de la cirugía y dicho defecto solo empeora transitoriamente después del procedimiento quirúrgico. Estos hallazgos confirman que el defecto de percepción de la expresión facial es propio de los pacientes con enfermedad de Parkinson y que solo se incrementa transitoriamente después de la cirugía.

Tratamiento

El tratamiento de la enfermedad de Parkinson se basa en responder la disminución de la dopamina cerebral por distintos medicamentos en particular por el uso de levodopa y agonistas de la dopamina. En aquellos pacientes que desarrollan problemas con estos tratamientos se puede realizar cirugía cerebral dirigida a mejorar los síntomas de la enfermedad. La cirugía más utilizada consiste en implantar un estimulador cerebral en un núcleo profundo del cerebro mediante un electrodo que emite pulsos eléctricos a alta frecuencia durante las 24 horas del día. También existen numerosos tratamientos dirigidos a mejorar los síntomas no motores, en especial el sueño, el ánimo, reducir la ansiedad y tratar de beneficiar la memoria. 

“Los tratamientos con cirugía en enfermedad de Parkinson, ya sea mediante lesión o estimulación de núcleos profundos del cerebro se realiza en el mundo desde hace varias décadas con éxito demostrado en un grupo seleccionado de pacientes afectados por esta condición. El aspecto más relevante para el éxito de la cirugía es la correcta elección de los pacientes que pueden beneficiarse, lo que enfatiza la importancia de un equipo conjunto de neurólogos y neurocirujanos debidamente entrenados en este tratamiento. En Chile se ha realizado esta intervención desde hace algunos años, no obstante su alto costo económico limita el acceso”, explica el doctor Juri.

Tanto como los fármacos estos pacientes requieren apoyo con terapia física, ayuda de fonoaudiólogos, terapia psicológica, entre otros tratamientos.

Pese al importante avance en los tratamientos de la enfermedad, el gran desafío pendiente es encontrar medicamentos o intervenciones capaces de retrasar el avance del proceso degenerativo. Hasta hoy no existen terapias demostradas que logren este objetivo, aun cuando hay algunos medicamentos que pueden tener un beneficio al respecto, peor que aún no cuentan con aceptación de toda la comunidad médico-científica.