Toma tu Hora

El valor de la consulta y la forma de pago puede variar según tu previsión, plan de salud y médico seleccionado.

X

Presupuestos

El valor de la consulta y la forma de pago puede variar según tu previsión, plan de salud y médico seleccionado.

X

Resultado de exámenes

X

MASIP: más beneficios a menor costo

Los resultados del estudio demuestran que el modelo MASIP implica un menor costo por hospitalización breve, disminuye el uso de anestesia, fomenta la lactancia materna y produce un fuerte aumento de la satisfacción de las usuarias.

Red de Salud UC CHRISTUS

ver contenidos
MASIP: más beneficios a menor costo

La investigación -liderada por un equipo de académicas de la Escuela de Enfermería UC- validó, en el sistema público de salud, un modelo que rescata el protagonismo de la mujer en el proceso de parto y disminuye las medidas de conducción artificial en los embarazos de bajo riesgo, incrementando el bienestar de las usuarias a la vez que disminuye el uso de anestésico, el número de cesáreas y fórceps innecesarios.


En el estudio se analizaron distintas variables -que influyen en el proceso de parto- y se compararon los embarazos de unas 500 mujeres con bajo riesgo obstétrico con otros 500 casos con iguales características en dos modalidades de atención de parto: un modelo tradicional con otro más integral y menos intervencionista. Los resultados indican que un sistema integral de parto, con acompañamiento familiar y menor intervencionismo aumenta significativamente el bienestar de las mujeres, manteniendo la seguridad y calidad de la atención a un menor costo.


Para las directoras del proyecto, las enfermeras matronas Claudia Uribe y Aixa Contreras, validar a través de la investigación un modelo integral de salud que logre disminuir la brecha existente en la atención del parto en Chile ha sido la principal motivación de esta experiencia.


La encargada de los estudios de costos de la investigación, Sandra Mora, enfatiza que “el parto atendido en la modalidad MASIP (Modelo de Asistencia Integral del Parto), es más barato porque están un día menos hospitalizadas. Este tiempo menor de 38 horas no arriesga la calidad de la atención, porque la paciente es visitada en su casa por una matrona, que dirige mejor la educación que esa mamá requiere y refuerza la lactancia materna”.


Normalmente el promedio de las horas de permanencia post-parto en el Sótero del Río van de 48 a 50 horas. Mora agrega que otro factor que reduce los costos “es que la paciente no se mueve de esa unidad y requiere un equipo reducido en su atención”.


Valores de gran interés para el sector salud como la tasa de cesárea y fórceps en la población de bajo riesgo obstétrico, que correspondía en el Sótero del Río a un 8.9% antes de la aplicación del proyecto, logró descender a un significativo 5% en el grupo intervenido bajo el modelo MASIP.


La misma baja significativa fue reportada en la variable fórceps, al comparar el grupo atendido en modalidad MASIP con la modalidad tradicional. Mientras durante 2011 en el hospital se usó fórceps en el 4% de los nacimientos de bajo riesgo, en el MASIP alcanzó al 2%.


Respecto del uso de anestesia, a todas las mujeres de ambos grupos de estudio se les ofreció la posibilidad de solicitar anestesia cuando ellas la requirieran. En el modelo tradicional, el 80% de las parturientas recurrió a este fármaco antes de los 6,5 centímetros de dilatación, en tanto que sólo el 50% de las mujeres del grupo MASIP solicitaron anestesia y dicha solicitud fue realizada, en promedio, a los 8 centímetros de dilatación.


Con interesantes innovaciones esta modalidad ofrece un entorno físico y emocional, especialmente diseñado para este fin, que permite a la familia vivir activamente este evento y vincularse positivamente con su vivencia, bajo una supervisión profesional continua.


El equipo de investigación conformado por académicos de las Escuelas de Enfermería, Medicina y Diseño de la Pontificia Universidad Católica de Chile, en sociedad con el Servicio de Salud Metropolitano Sur Oriente, se adjudicó en el año 2008 el proyecto FONDEF “Modelo de asistencia Integral de Parto”, MASIP. La fase de investigación permitió comparar el modelo tradicional de atención del parto, con el modelo MASIP, en una población de embarazadas de bajo riesgo del sistema público de salud del área sur oriente de la Región Metropolitana.


Luego de tres años de proyecto, que implicó la remodelación del sector de preparto del complejo asistencial Sótero del Río y una capacitación continua del equipo de salud, este recinto hospitalario cuenta ahora con un área especialmente destinada a proveer cuidados integrales a las embarazadas de bajo riesgo obstétrico, sus familias y recién nacidos, con un equipo profesional que practica una filosofía de cuidado integral.


Pese a que para muchos implementar un modelo de cuidados menos intervencionista puede implicar un mayor tiempo destinado por el equipo de salud a la asistencia de las mujeres embarazadas, los datos revelan que en el número de horas desde que se inicia el trabajo de parto hasta el nacimiento, entre ambos grupos, no presenta diferencias significativas. “No por mucho bregar, nacen antes”, enfatizan las docentes de la Escuela de Enfermería UC.


Para los investigadores, el resultado del trabajo permite generar suficiente evidencia que facilite a las autoridades de salud la incorporación de este modelo como un camino validado en Chile para reorientar la atención de los Servicios de Salud. Asimismo, una que privilegia el protagonismo de nuestros usuarios en un clima altamente competente en los aspectos humanos y profesionales. “Estamos en condiciones de aportar desde el trabajo académico, al sistema de salud, una tecnología que mejora las condiciones en que nacen nuestros hijos”, aseguran las académicas.