Toma tu Hora

El valor de la consulta y la forma de pago puede variar según tu previsión, plan de salud y médico seleccionado.

X

Presupuestos

El valor de la consulta y la forma de pago puede variar según tu previsión, plan de salud y médico seleccionado.

X

Resultado de exámenes

X

5 Consejos para cuidar tus ojos

En estos días, en que aún tenemos mayor exposición al sol, junto con el cuidado de la piel, es muy importante proteger también nuestros ojos. La radiación UV puede dañar lentamente tus ojos y aumentar el riesgo de sufrir cataratas, degeneración macular y el engrosamiento de la parte blanca de tus ojos, llamado pterigion.

facebook twitter

Red de Salud UC CHRISTUS

ver contenidos
5 Consejos para cuidar tus ojos

La doctora Andrea Cruzat, oftalmóloga de Red de Salud UC CHRISTUS, cuenta que diversos estudios han demostrado que las personas que están más tiempo expuestas al sol, tienden a desarrollar cataratas 8 a 10 años antes que las personas que prefieren quedarse en la sombra. “Todos debemos cuidarnos de la radiación UV, especialmente cuando trabajas al aire libre y si tienes la piel muy blanca. Debemos cuidar también que los niños no estén expuestos por tiempos prolongados’’, explica.

Con estas 5 medidas puedes evitar que tus ojos se quemen con el sol:

1. Usa sombrero y anteojos de sol que ofrezcan protección 100% para rayos UVA y UVB, incluso si está despejado o nublado. Cuando la luz del sol se refleja en el agua, en la arena, en la nieve o en otras superficies altamente reflectivas y llega a tus ojos, puede causar una afecció nmuy dolorosa que se conoce como fotoqueratitis. Esto ocurre cuando los rayos ultravioleta (UV) del sol queman la superficie de tu ojo (Córnea).

2. Evita el “ojo de nadador” asociado a la piscina. Los químicos que se utilizan para mantener limpia el agua de piscinas, como el cloro, pueden afectar la película lagrimal natural que mantiene húmedos y sanos los ojos. El resultado es el enrojecimiento de los ojos y una sensación de arena en los ojos, así como visión borrosa. Usa gafas para natación en la piscina y lávate la cara, tan pronto salgas de la piscina, con los ojos cerrados y abundante agua fresca.

3. Evita el síndrome de ojo seco. Permanecer al aire libre a alta temperatura, en ambiente seco o con demasiada brisa, puede producir una irritación ocular común conocida como ojo seco. Los ambientes secos ya sean calientes o con mucho aire acondicionado, afectan la película lagrimal y secan la superficie ocular. Para proteger los ojos en estas condiciones, usa anteojos grandes y envolventes para evitar que el viento golpee la superficie de los ojos. Puedes usar también lágrimas artificiales para mantener tus ojos húmedos y frescos.

4. Deja el cigarrillo. El humo del cigarrillo, incluyendo el que aspiramos como fumadores pasivos, no sólo empeora el ojo seco sino que constituye un factor de riesgo de muchas enfermedades oculares, incluyendo cataratas, degeneración macular y otras. Deja de fumar y reduce el riesgo de tener enfermedades oculares y otros problemas más graves de salud.

5. Previene el Pterigion. Es un crecimiento benigno del tejido blanco del ojo en forma de triángulo y que si no se trata, puede crecer hasta tapar la pupila y producir distorsión y baja de visión. La exposición excesiva a la radiación UV es una de las principales causas de pterigion, especialmente en zonas con una capa de ozono disminuida, como lo es Chile. Otros factores de riesgo son: viento, polvo, químicos, contaminación ambiental. El uso de todas las medidas de precaución antes mencionadas, ayudan a prevenir el pterigion: usa anteojos de sol, sombrero, protección ocular de seguridad para ciertos trabajos y evitar irritantes ambientales (humo, polvo, viento y químicos contaminantes).