Osteoporosis: prevenir desde la juventud

Osteoporosis: prevenir desde la juventud

Si bien son las mujeres quienes sufren más fracturas, especialmente de caderas, son ellos los que peor la sobrellevan. La principal recomendación que hacen los especialistas para quienes padecen osteoporosis, es comenzar a preparar nuestros huesos desde la juventud.

 
Twitter Twitter Twitter

A más edad, nuestra calidad ósea disminuye y las probabilidades de padecer esta patología aumentan.

Por eso, el Dr. Pedro Paulo Marín, Jefe de Geriatría de Clínica UC San Carlos de Apoquindo, recomienda consumir productos lácteos (4 vasos de leche o dos  trozos de quesillo) y realizar ejercicios de forma regular (caminar rápido 15 minutos diarios). De esa forma se podrá generar más masa ósea y menos riesgo de fractura en una persona que tenga sobre 60 años.  

"El peligro de esta enfermedad es que no presenta síntomas y sólo aparecen cuando la situación se complica, es decir  cuando se produce alguna fractura. Las primeras ocurren en el antebrazo, a raíz de una caída, pero luego comienzan a afectar las vértebras y las personas comienzan a encurbarse y a disminuir su tamaño", asegura el especialista.  

Si bien la osteoporosis afecta a hombres y mujeres, son estas últimas quienes más lo sufren. Esto se debe a la disminución de estrógenos luego del climaterio, lo que genera una reducción en la calidad de los huesos. Para esos casos, el Dr. Marín recomienda el consumo de calcio, vitamina D y ejercicios. 

Y agrega: "Para lograr diagnosticar la osteoporosis es importante que las personas se realicen un examen llamado densitometría ósea. De esa forma se podrá saber si tiene riesgo de padecer esta enfermedad y comenzar un tratamiento a tiempo y oportuno. A diferencia de aquellos que ya han tenido alguna fractura, deben comenzar su proceso de recuperación de inmediato", afirma el facultativo.  

Si bien todas las personas se pueden realizar la densitometría ósea, es esencial que se evalúen los pacientes sobre 55 años, especialmente los que presentan factores de riesgo relacionados con esta patología.